Diario de un Consejero de Ciencia. Semana 37.

Por Borja Sánchez.

Puedes consultar entradas anteriores de este diario haciendo clic aquí.

Buenas noches,

Lo primero de todo, aquí les dejo la guía de buenas prácticas en los centros de trabajo frente a la COVID-19. Esta guía se basa en tres pilares básicos:

  • Mantener la distancia interpersonal
  • Mantener una higiene personal estricta.
  • No acudir a trabajar en caso de detectar síntomas o haber tenido contacto con personas afectadas

Parece ser que las mascarillas son útiles al menos donde hay más tasa de contagios, como en supermercados o transporte público, pero de momento escasean fuera de los circuitos sanitarios y residencias. Aunque a un ritmo menor, el coronavirus sigue avanzando. Esta es una captura de pantalla del observatorio mundial que tienen montado en la Universidad Johns Hopkins.

Vamos camino de los 2 millones de infectados en todo el mundo… y eso que sepamos, porque hasta que no comiencen (y concluyan) los análisis serológicos no sabremos realmente cuanta gente ha pasado la COVID19. Por esta misma razón, me disgusta ver la ligereza con la que algunas personas están comparando las tasas de mortalidad entre los distintos países. Por mucho que se empeñen, NO son comparables ahora mismo por la simple razón de que no sabemos cuántas personas hay realmente infectadas. También hay cierta disparidad entre países, a pesar de que la ONU es clara en los criterios, a la hora de considerar los fallecimientos con coronavirus. Es además de inexacto una frivolidad jugar con esto ahora, así que espero pase factura a quién intente sacar rédito político de algún tipo. La ciencia va conociendo cada vez más del nuevo coronavirus, su genética, su epidemiología, el curso de la enfermedad, su mecanismo de acción, tratamientos, vacuna… pero todo con sus tempos, como decía Machado, “despacito y buena letra”.

Siempre que ha llovido (hay que ver cómo llueve ahora mismo en Laviana) ha escampado, y este también será el caso. Que yo sepa no estamos en la aparentemente perpetua tormenta del planeta Júpiter, ya saben, la mancha roja del gigante gaseoso (por cierto hay una tormenta similar en Neptuno),  así que vendrán tiempos mejores. Estamos un día más cerca de ello. También espero que los intentos por conseguir una vacuna no decaigan, como pasó hace años con el SARS, en el que la desaparición del virus paralizó todo intento de conseguir una vacuna.

Seguimos con más datos. Esta semana se ha anunciado en el Principado de Asturias una web donde se pueden consultar toda la información, gráficos, mapas etc del estado de la pandemia en el Principado. La web del observatorio es esta: https://obsaludasturias.com/obsa/informacion-covid-19-en-asturias/ . Aquí les dejo un par de gráficos comparativos, caseros eso sí, pero donde se ve perfectamente la contención de la expansión de la COVID19 que se ha hecho en nuestra región, con datos ponderados por 100.000 habitantes y comparándolo con Madrid y España:

Además, también tenemos datos de los fallecimientos con coronavirus en residencias por comunidades autónomas: https://public.flourish.studio/visualisation/1866345/ De nuevo, y como se ve en esta imagen, se aprecia por simple comparativa con el resto de comunidades autónomas que en Asturias se han hecho las cosas muy bien:

Ya habrá tiempo de sacar conclusiones de por qué un impacto tan desigual al ponderar fallecimientos o contagiados por núemro de habitantes, ahora toca seguir luchando para que el coronavirus deje de matar.

Uno de los efectos colaterales  de esta pandemia es que los países están teniendo problemas para abastecerse de ciertos productos sanitarios como los respiradores y de equipos de protección individual, en un mercado que es muy fluctuante. En el caso de España, no es afortunadamente un problema de dinero, es un problema de una demanda muy alta en un período de tiempo muy corto junto con una producción muy limitada. Esto ha hecho que incluso algunos países productores hayan cancelado exportaciones para abastecer a sus propios sistemas nacionales.

Como saben, desde la consejería (con la ayuda de algunas secciones de otras consejerías) hemos coordinado y ayudado a que se pusieran en marcha proyectos con un marcado carácter innovador, además del proyecto de utilización del plasma de pacientes que hayan superado la COVID19,  y que estos proyectos abordaban escenarios donde hubiera escasez de productos sanitarios y equipos de protección individual. Afortunadamente y un mes después, parece ser que no va a ser nuestro caso, ¿pero han pensado ustedes en lo que va a pasar en otros países? Verán, tenemos mucha suerte de vivir donde vivimos. Con respecto al mercado fluctuante al que me refería antes… ¿qué va a pasar en aquellos países que tienen una demanda igual de equipos, de productos, igual a la nuestra pero no dinero?

Por eso estoy orgulloso de los proyectos que se han puesto en marcha en Asturias. Probablemente a nosotros no nos va a hacer falta, lo cual es una buenísima noticia sobre todo si tenemos en cuenta cómo apuntaba la situación hace un mes, pero sí harán falta en otros lugares. El ECDC que es la agencia de la Unión Europea encargada del control y prevención de enfermedades, ha sacado recientemente este documento donde aconseja por ejemplo reciclar mascarillas y respiradores en caso de que no pueda garantizarse el suministro. Bien, si en Asturias hiciera falta, aquí tenemos ya el sistema, preparado para reciclar hasta 500.000 mascarillas al día. Y si aquí no se utilizan porque todas las personas tenemos acceso a mascarillas -recuerden que ahora se recomienda el uso de mascarillas en lugares donde no se puede guardar la distancia mínima recomendada- seguramente nuestras mascarillas recicladas hagan falta en algún lugar del mundo. Y ese es el espíritu altruista de estos proyectos. Esto también aplica a los llamados respiradores -que en realidad son resucitadores (un ambú mecanizado)-; SEAT ha anunciado que no fabricará más respiradores debido a la mejora de estos equipamientos en las UCIS, pero si alguno de los dos proyectos de respiradores (realmente un resucitador y un respirador) son validados por la AEMPS, seguiremos apoyándolo. Como saben, la industria asturiana tiene una gran internacionalización, y habrá que estar preparados por si se recibe alguna petición de ayuda de alguno de los países con los que tenemos vínculos estrechos.

Esta semana además hemos puesto en marcha también la cuenta para que quien quiera realice donaciones. Ya sabéis que toda la acción de gobierno se financia a través de los impuestos, pero debido a todas las peticiones que han llegado se ha habilitado dicha cuenta, que es: ES23 2048 0001 7034 1498. Es importante que en el concepto se indique primero el NIF/CIF, después el nombre y después si queréis que vaya a investigación o innovación podéis poner por ejemplo ciencia. También hemos comenzado una campaña para que todos esos ordenadores/tablets sin usar tengan una segunda vida y lleguen a aquellas familias de escolares que, sin acceso a equipamiento informático, no pueden finalizar el curso académico. Esta campaña se articula a través de la Federación Asturiana de Concejos, quienes recogerán los dispositivos informáticos entregados por para que empresas y particulares. Muchísimas gracias a Iván Aitor Lucas Director General de Innovación, Investigación y Transformación Digital y Javier Fernández, Director General de Sector Público, Seguridad y Estrategia. Digital porque es todo mérito de ellos. Recordaos también que tanto las empresas, entidades y personas que estéis interesadas en esta campaña nos podéis contactar al email de siempre: cienciacovid19@asturias.org

De esta semana me llama también la atención la dimisión del presidente del ERC (Consejo Europeo de Investigación) el Dr. Mauro Ferrari, que dice dimitir al fracasar en su “intento de persuadir a Bruselas para organizar un programa científico a gran escala para luchar contra la Covid-19.” Me parece una decisión respetable, por supuesto, pero de un científico de su nivel y en ese cargo esperaba algo más de resiliencia. Si yo hubiera tenido que dimitir ante el primer revés… Es como si la gente dejase de pedir proyectos ante la primera propuesta rechazada, hay que insistir caray. En el Facebook de mi amigo Maldo, leo esta noticia de hace un par de años en el que se mostraba muy a las claras cómo España fue el segundo país de la OCDE que más ha recortado en inversión en ciencia, sólo por detrás de Polonia. Las prórrogas presupuestarias no han ayudado mucho a que esta situación cambie, pero espero que el coronavirus sí. Y aún así, a pesar de todo, la respuesta de la ciencia ha sido ejemplar. Luego todo el mundo querrá que la gente fabrique respiradores rápido, que se abastezca de EPIs, de mascarillas, de geles o soluciones hidroalcohólicas… pero para eso necesitas crear un sistema innovador y un sistema investigador ágil. En ello estamos trabajando ya, en demostrar que se vea la ciencia como algo esencial útil, y para ello necesitamos gente resiliente, que se queje poco y que haga cosas, que supere las adversidades y que sea humilde.

Esta semana hemos recibido, con la cena, en casa este detallito, que nos ha hecho mucha ilusión al equipo que estamos al frente de la Consejería de Ciencia y a otras direcciones generales que nos están ayudando muchísimo, de industria, de salud, de presidencia, de agroganadería, de servicios sociales…

Para todo hay que tener un método, sería imposible gestionar un equipo si no sabes quién está haciendo qué en cada momento, y con la gente que tenemos en el gobierno esto es muy sencillo. Con gente tan buena es muy sencillo trabajar y obtener resultados.

Además de la guerra por mascarillas y EPIs, en el mundo estamos asistiendo actualmente a una lucha por la información. Leo en RRSS y en diferentes medios algunas personas que tienen la perversa tentación de creer que el sistema autoritario Chino es mejor que nuestro sistema democrático para controlar una pandemia. Si hoy tenemos esta liada en el mundo es muy probablemente porque las autoridades sanitarias chinas han mentido, ya lo veremos mientras se vaya recabando información. En lo que a mí respecta, y como decía Winston Churchill, la democracia es el peor sistema de gobierno jamás diseñado… si no tenemos en cuenta y exceptuamos el resto de sistemas claro. No hay receta para controlar esta o futuras pandemias, pero si queremos mirarnos en el espejo de Corea del Sur y de Israel, deciros que son los dos países que más invirtieron en I+D+i en 2017, ambos por encima del 4,5% de su PIB. A ver si se nos pega algo 😉

Por cierto, este artículo es sencillamente fabuloso: https://www.meneame.net/m/Art%C3%ADculos/carta-profesor-agustin-estrada-pena-ex-entrenadores-futbol-1 Entre la nueva tribu de cuñados y los que os pasáis el día protestando por todo lo que se hace el Gobierno, lo cual demuestra ya os advierto poca altura de miras (a ver si os fijáis algo en lo que se está haciendo en Portugal) os dejo, cansinos, otra cita de Machado: Los que están siempre de vuelta de todo son los que no han ido nunca a ninguna parte. Aquí hay mucha gente que lleva años sin ir a ninguna parte.

Ea, ¡hasta la semana que viene!

Compartir este contenido
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email